Cuatro beneficios de digitalizar tiendas de barrio

Portrait of female staff standing with arms crossed in super market

¿Cuántas “tiendas de barrio” hay en América Latina, en España, Francia, Alemania?

El canal tradicional representa el 50% de las ventas totales. Durante la contingencia del COVID-19, muchas categorías de productos siguieron creciendo en las tiendas de barrio ya que ofrecen beneficios como la proximidad y en algunos casos mejores precios, y la opción de comprar cantidades menores, lo cual es clave para personas mayores o personas que no pueden desplazarse a centros comerciales grandes donde los precios por lo general son más elevados.

A pesar de su importancia, la forma en que operan estas tiendas de barrio es casi la misma que en los últimos 50 años. De hecho, uno de los cambios más relevantes fue pasar de la venta ambulante a la preventa.

Si pensamos en todos los vendedores que abastecen a las tiendas de comestibles de la esquina en una semana, podemos ver que este problema tiene mucho margen de mejora y la mejor manera de lograrlo es a través de la digitalización, y más específicamente con WhatsApp.

Hoy compartimos contigo los beneficios que el comercio con WhatsApp ofrece a las tiendas de esquina y a las empresas de bienes de consumo masivo:

  1. Información clara para todos. Al contar con una herramienta de comunicación rápida y eficiente, los dueños de las tiendas pueden realizar sus pedidos con precisión y la empresa de mercancías, a su vez, tiene datos específicos sobre cómo se está comportando el mercado.
  2. Pedidos a un clic de distancia. ¡Olvídese de enviar a un vendedor para que tome pedidos varias veces a la semana! En Brasil, Femsa animó a más de 300.000 tiendas a realizar sus pedidos a través de WhatsApp, una plataforma que ya utilizan los comerciantes, a diferencia de lo que ocurre con otras aplicaciones y sitios web.
  3. Más valor en las interacciones humanas. El vendedor que solía recibir pedidos ahora es un asesor de los comerciantes para guiarlos, por ejemplo, sobre cómo colocar los productos en los estantes. En otras palabras, las acciones repetitivas se digitalizan y el tiempo del proveedor humano se maximiza en tareas de alto valor.
  4. Un punto adicional que vale la pena mencionar es que al digitalizar la relación entre las pequeñas empresas y los hogares, las tiendas se convierten en aliadas de las empresas de consumo masivo en la venta de sus productos. ¡Existe una gran área de oportunidad ya que estas empresas llegan hoy a 400 millones de personas en América Latina!

Si su empresa vende a través de tiendas de barrio, es el momento de analizar los mecanismos para digitalizar la relación. Escríbenos si necesita un consejo sobre cómo hacer que el dueño de la tienda se comunique con usted y haga su pedido con solo un mensaje de WhatsApp.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *